Ascenderían a 2,25 millones de barriles diarios

Prevén que exportación de crudo de Estados Unidos se cuadruplique en tres años

Según pronostica una importante consultora, Estados Unidos cuadruplicará las exportaciones de crudo a volúmenes mayores que los de la mayoría de los miembros de la OPEP en un plazo de tres años, ya que los productores de Texas buscan clientes para una oferta aparentemente imbatible.

En 2020, las exportaciones de crudo estadounidense llegarían a 2,25 millones de barriles diarios, señala PIRA Energy. En comparación, el año pasado Kuwait exportó 2,1 millones de barriles diarios, Nigeria, 1,7 millones y Estados Unidos, 520.000. El pronóstico sugiere que el cartel de exportadores de la OPEP se enfrenta a una larga batalla en su intento de elevar los precios del crudo al reducir la producción frente a la prolífica industria estadounidense del esquisto, que volvió a crecer en 2017 a la vez que los precios se recuperan y promedian casi u$s 50 el barril.
La Administración de Información Energética de los Estados Unidos (EIA, por sus siglas en inglés) informó el lunes que la producción de crudo estadounidense podría alcanzar los 9,3 millones de barriles diarios este año, frente a los 8,9 millones de 2016, y ascenderá a 9,9 millones de barriles diarios en 2018.
“Estados Unidos se convertirá en uno de los 10 principales exportadores del mundo”, sostuvo Gary Ross, director global de petróleo de la consultora PIRA EnergyGroup. “No es miembro de la OPEP y no está cerca de controlar la producción en un esfuerzo por mantener los precios altos. Estas son malas noticias para la OPEP”.
Estados Unidos prohibió la mayoría de las exportaciones de crudo hasta fines de 2015, cuando Barack Obama firmó una legislación que anulaba la prohibición de 40 años. Desde entonces, los barriles estadounidenses circularon a mercados como Europa y China. El gobierno de Trump adoptó la tendencia a la vez que promueve una visión del “dominio de la energía”.
La mayoría de las exportaciones parten del Golfo de México. El puerto principal es Corpus Christi, Texas, donde el primer gran buque portador de petróleo crudo (VLCC, por sus siglas en inglés) realizó una visita de prueba en mayo.
Occidental Petroleum, el mayor operador de la cuenca pérmica de Texas, abrió el año pasado una terminal de exportación en Corpus Christi. Trafigura, una empresa de comercio de materias primas, recientemente firmó un contrato a largo plazo para recibir crudo de esa cuenca para su exportación a través de Corpus Christi.
“Las exportaciones de crudo aumentaron significativamente”, señaló John LaRue, director ejecutivo del puerto, mientras esperaba un vuelo a Washington para presionar para obtener fondos federales para profundizar el canal. “Superaremos el millón de barriles diarios en poco tiempo, habiendo empezado casi desde cero”.

Compartir