Publicación del Boletín Oficial

El Enargas actualiza escala de multas a licenciatarias del servicio de gas después de 25 años

El Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) impulsa una nueva escala para adecuar las multas que corresponde aplicar a las licenciatarias del servicio, con un máximo de $ 14 millones, como también a terceros no prestadores con un tope de $ 1,4 millón, a fin de actualizar los valores fijados en 1992.

El organismo puso a consideración de los sujetos de la Ley 24.076, (que en junio de aquel año dispuso la regulación del transporte y distribución de gas natural y la privatización de la ex Gas del Estado) el proyecto de adecuación de sanciones, a fin de que efectúen en un plazo de 30 días sus comentarios y observaciones.
La Resolución 107 del Enargas, que se publica en el Boletín Oficial, recordó que las violaciones o incumplimientos de dicha ley y sus normas reglamentarias, cometidas por terceros no prestadores, son en la actualidad sancionados con multas desde $ 100 hasta $ 100.000.
En tanto, toda infracción de la licenciataria a la licencia (o a la normativa aplicable que no tenga un tratamiento sancionatorio específico) es pasible actualmente de una sanción máxima de hasta US$ 500.000 si persiste en el incumplimiento pese a haber sido intimada, o si se trata de incumplimientos “de grave repercusión social”.
Para los terceros no prestadores, el Enargas propone adecuar la escala de multas por el Indice de Precios Internos al por Mayor (IPIM), y por el Indice de Precios al Consumidor Nivel General elaborado por la Dirección General de Estadística y Censos porteña, para los meses en los que el primer indicador no fue publicado por el Indec.
De este modo, los valores resultantes para los no prestadores irían de un mínimo de $1.400 hasta un máximo de $ 1,4 millón (en ambos casos, catorce veces más que ahora).
Para las licenciatarias, en tanto, se utilizará la variación operada en los ingresos regulados de las compañías entre 1993 y 2016, como “variable representativa de la evolución económica de la actividad de transporte y distribución de gas”.
Se consideró así como base la sumatoria de los ingresos regulados (margen bruto de la actividad) de cada licenciataria, según los Estados Contables correspondientes al ejercicio cerrado el 31-12-93.
En tanto, como indicador de los ingresos regulados actuales se toma la sumatoria de los montos del ingreso requerido para el primer año del quinquenio, calculado para cada licenciataria en oportunidad de la Revisión Tarifaria Integral (RTI).
Este último criterio se adoptó debido a que no se cuenta aún con información contable referida a un año completo de actividad con aplicación de los cuadros tarifarios resultantes de la RTI, que determinó las tarifas a aplicar desde el 10 de abril pasado.
En este caso, además, las sanciones dejarán de estar nominadas en dólares estadounidenses y se fijarán en moneda nacional.
El resultante de la actualización de la escala aplicable a las licenciatarias pasaría de US$ 100 a $2.800 como piso, y de US$ 100.000 a $ 2.800.000 máximo, pero en caso de incumplimientos de grave repercusión social, o desconocimiento de una intimación se elevaría de US$ 500.000 a $ 14 millones.
La norma advierte que el Régimen de Penalidades de las Reglas Básicas de la Licencia alcanza además a los subdistribuidores del servicio de gas.
El Enargas consideró por último que resulta conveniente realizar “actualizaciones periódicas de la escala para la aplicación de las multas”, contemplando el dinamismo de la economía local, para lo cual señaló que “la revisión anual resulta una herramienta válida”.

Compartir