Proveedora norteamericana de servicios petroleros desembarca en Neuquén para operar en yacimientos no convencionales

La firma Thru Tubing Solutions inauguró este año oficinas técnico-comerciales en la capital patagónica

La compañía Thru Tubing Solutions, uno de los principales proveedores de herramientas y servicios para coiled tubing en Estados Unidos –donde realiza operaciones de diversos tipos, como rotaciones con motores de fondo, underreaming, pesca, plug-and-perf y corte abrasivo de cañerías–, colocó herramientas y tecnología en campos de Apache y otras petroleras locales. Para desarrollar su estrategia local de negocios, se asoció con Ingeniería Sima, una conocida empresa de servicios neuquina. A su vez, la firma está analizando incorporar equipos de snubbing, cementación y bombeo de alta presión.

La exploración y la posterior explotación de los yacimientos no convencionales suponen no sólo la incorporación de herramientas y equipos más sofisticados, sino también el rediseño de tecnologías conocidas para enfrentar desafíos más complejos, como la perforación de pozos horizontales con múltiples fracturas hidráulicas. Con esa premisa, la compañía norteamericana Thru Tubing Solutions, uno de los principales proveedores de herramientas y servicios para coiled tubing en Estados Unidos, desembarcó en Neuquén para participar del desarrollo de Vaca Muerta, un ingente reservorio de shale oil (petróleo de arcillas) y shale gas (gas de esquisto), que se convirtió en la nueva esperanza del upstream local para revertir la declinación de la oferta de hidrocarburos.

A partir de participar junto con diferentes operadoras en el desarrollo de shale plays en Norteamérica y alrededor del mundo en los últimos años, Thru Tubing Solutions constató que las herramientas diseñadas para intervenir pozos verticales con coiled tubing no están preparadas para soportar las exigencias mecánicas que propone un pozo horizontal con múltiples fracturas hidráulicas. Para muestra basta un botón: en Pennsylvania, en el corazón de Marcellus –uno de los grandes reservorios de shale gas de Estados Unidos–, la empresa realizó una operación en la que se rotaron 63 tapones en un pozo horizontal, con una fresa y en una sola carrera.

“En un futuro cercano queremos establecernos como el principal proveedor de herramientas para coiled tubing, tanto para pozos horizontales como verticales, para el desarrollo de los hidrocarburos no convencionales en Argentina”, indica Christian Cerne, gerente de Desarrollo de Negocios de Thru Tubing Solutions.

A su vez, La compañía identificó en campos de la cuenca Neuquina una serie de pozos en pesca, con panoramas complicados, que requerirán herramientas, equipos y un expertise a los que no se accedía fácilmente en el mercado local. “Para esos proyectos, hemos estado trabajando en los últimos meses en conjunto con las operadoras, con un gran soporte de nuestros expertos en el exterior, para lograr propuestas de intervención factibles”, explica el directivo.

En el corto plazo, la meta de la proveedora de servicios consiste en instalar, antes de fin de año, una base en Neuquén con la mayor variedad de herramientas para coiled tubing, destinadas a operaciones de diversos tipos, como rotaciones con motores de fondo, underreaming, pesca, plug-and-perf y corte abrasivo de cañerías, entre otros. En esa dirección, se asoció con Ingeniería Sima, una reconocida empresa de servicios petroleros de la provincia patagónica y prevé invertir más de u$s 5 millones para incorporar tecnología de punta.

¿Cuáles son los objetivos de Thru Tubing en la Argentina a corto y mediano plazo?, preguntamos al ejecutivo.

En lo particular, actualmente estamos focalizados en prestar servicios a las operadoras a las que les proveemos servicios en otras locaciones alrededor del mundo, y que hoy ponen un pie en Neuquén gracias a los no convencionales. Adicionalmente, identificamos una serie de pozos en pesca, con panoramas complicados, que requerían herramientas, equipos y un expertise a los que no se accedía fácilmente en el mercado local. Para éstos, hemos estado trabajando en los últimos meses en conjunto con las operadoras, con un gran soporte de nuestros expertos en el exterior, para lograr propuestas de intervención factibles.

En un futuro cercano queremos establecernos como el principal proveedor de herramientas para coiled tubing, tanto para pozos horizontales como verticales, para el desarrollo de los hidrocarburos no convencionales en Argentina.

Antes de fin de año vamos a tener, en Neuquén, una base con la mayor variedad de herramientas para coiled tubing, para operaciones de diversos tipos, como rotaciones con motores de fondo, underreaming, pesca, plug-and-perf y corte abrasivo de cañerías, entre otros.

También estamos buscando oportunidades de negocios en Sudamérica. Colombia (donde ya estamos haciendo operaciones de punzado abrasivo), Bolivia, Perú, Ecuador y, obviamente, Brasil están en nuestros planes de desarrollo. Este esquema contempla a la Argentina como la sede de nuestros headquartes para Sudamérica.

¿Cuáles son las principales características de la tecnología y los servicios que ofrece la empresa?

Thru Tubing Solutions participó junto con diferentes operadoras en el desarrollo de sus shale plays en Norteamérica y alrededor del mundo en los últimos años y, siendo que nuestro foco principal está en las herramientas para coiled tubing, pudimos ver con gran detalle cómo el desarrollo de estos campos requería no sólo herramientas nuevas, sino también herramientas conocidas, pero diseñadas para las exigencias de los pozos horizontales. Por ejemplo, en Pennsylvania (Marcellus shale) realizamos una operación en la que rotamos 63 tapones en un pozo horizontal, con una fresa y en una sola carrera. Las herramientas diseñadas para trabajar en pozos verticales no podrían soportar las exigencias mecánicas que propone un pozo de este tipo.

Al contar con nuestro propio departamento de ingeniería, tenemos gran control sobre los diseños y ofrecemos una flexibilidad difícil de encontrar en compañías grandes. Si resolvemos que un pozo particular requiere cambios en alguna de nuestras herramientas para concretar la intervención, tenemos los recursos y la voluntad para hacerlo realidad.

Además, nuestra empresa tiene un gran número de  patentes relacionadas con los sistemas de punzado abrasivo, plug-and-perf, corte abrasivo, herramientas vibratorias para pozos horizontales, y recientemente hemos logrado un acuerdo para hacer uso de una patente que nos permite realizar punzados abrasivos fijando un packer y fracturar por anular.

En la Argentina estamos listos para proveer servicios tanto en equipos de coiled tubing como de workover, de rotación con motor de fondo en cañerías hasta 7”, pescas en pozo entubado de las complejidades más diversas (incluso en pozo vivo) y servicios de punzados abrasivos en pozos verticales y plug-and-perf y perf orientado (posibilidad de orientar los orificios a requerimiento del cliente) en pozos horizontales. En relación con estos últimos dos servicios, los hemos estado proveyendo para Apache en Anticlinal y Guanaco desde hace más de un año, y para Ingeniería SIMA en La Pendiente y Paso Aguerre desde hace unos meses.

Más allá de lo que mencioné en relación con las herramientas, creo que todas las compañías estamos en un nivel similar en este sentido. Sin embargo, lo que realmente hace una gran diferencia es la forma en la que el servicio es provisto al cliente. Estamos decididos a establecer un nuevo estándar en la Argentina en este sentido: la cantidad y la calidad de las herramientas que llegan a la locación, el entrenamiento de nuestros operadores y una política desde la dirección más alta de la empresa, que dicta que el esfuerzo para solucionar los problemas del cliente debe ser máximo.

¿Por qué eligieron este momento para desembarcar y elevar su apuesta en la Argentina? 

Si bien Thru Tubing Solutions había realizado algunas operaciones de pesca puntuales en Salta, no fue hasta 2006 cuando comenzó a seguir los movimientos del mercado local con mayor interés. En los años siguientes, y a los fines de adquirir un mayor conocimiento del mercado y sus necesidades, comenzamos a operar a través de representantes locales, proveyéndolos de herramientas y know-how. En 2010, la Argentina pasó a ser el centro de la atención en la comunidad petrolera mundial gracias a sus yacimientos de hidrocarburos no convencionales. Con este nuevo panorama, quedó claro que la Argentina sería nuestro próximo gran objetivo. En 2011, habíamos terminado de abrir nuestros distritos en Omán y China y nos sentíamos confiados para iniciar nuestras operaciones en la Argentina con máximo compromiso. La estrategia para conseguir un desembarco rápido y efectivo fue buscar un socio local, de larga trayectoria y con estructura suficiente para proveer a nuestra compañía de la logística necesaria en el país (importaciones, recursos humanos, oficinas, talleres, etc.). Ese socio lo encontramos en 2012, y resultó ser Ingeniería SIMA (con más de 35 años de operación en Argentina), con quienes claramente compartimos la misma visión del negocio y con quienes hemos logrado establecer una sinergia que ha probado ser beneficiosa para ambas partes en todo sentido.

Estimamos que la inversión inicial para establecernos en Argentina con los mismos estándares que tenemos en cualquier distrito alrededor del mundo será de unos u$s 5 millones.

¿Cuál es, desde su punto de vista, el potencial de los yacimientos no convencionales ubicados en la formación Vaca Muerta, de la cuenca Neuquina?

Luego de escuchar a los expertos, está claro que el recurso existe y es explotable. También es evidente que para lograr desarrollarlo a los niveles que el país requiere, se necesitará una gran cantidad de equipamiento e infraestructura, que hoy no están disponibles en Argentina. Existe gran interés por parte de empresas de servicios del exterior por ingresar en este mercado prometedor; de hecho estamos buscando oportunidades para otras empresas del grupo RPC, como CUDD Energy Services, para traer equipos de coiled tubing, snubbing, cementación y bombeo de alta presión.

Creo que estas empresas deben buscar modelos similares al que nosotros hemos establecido con Ingeniería SIMA: un socio local, de renombre y estructura suficiente, que pueda solucionar los inconvenientes logísticos que se le pudieran presentar a una empresa extranjera que quiere arrancar desde cero en Argentina. Desde este punto de vista, estoy convencido de que hay incontables oportunidades win-win para empresas locales y empresas extranjeras y que, enfocadas correctamente, serán de suma importancia para el desarrollo de los yacimientos no convencionales de la cuenca Neuquina. ℗

Compartir