El segmento toma impulso en la industria

Lincoln Electric construirá el Centro de Tecnología de Soldadura más grande de Sudamérica en la Argentina

Equipada con las últimas tendencias a nivel global, la instalación será la primera de su tipo en el país y la más grande de Sudamérica. La compañía se mudará a un nuevo complejo con el objetivo de asistir a más industrias.

La actividad de las compañías de servicios globales trae aparejadas ciertas ventajas en un escenario marcado por precios depreciados como el petrolero. Sucede que, gracias a su alcance, éstas tienen la posibilidad de mediar y distribuir sus productos según les convenga. Es el caso de Lincoln Electric, que desde hace más de un siglo trabaja a nivel mundial en el diseño, desarrollo y fabricación de productos para la soldadura por arco eléctrico, sistemas robóticos, plasma, láser, equipos de oxi-corte, extracción de humos y sistemas de entrenamiento.
Con sede central en Cleveland, Estados Unidos, la empresa cuenta con 48 fábricas, incluyendo operaciones y joint ventures distribuidos en 19 regiones, así como una red mundial de distribuidores y oficinas de ventas que cubren más de 160 países. “Nuestro desarrollo y aplicación de nuevas tecnologías permite la creación de soluciones completas para que los clientes sean más productivos y exitosos. Buscamos distinguirnos a través de la maximización del valor agregado en cada solución propuesta”, comenta Ariel Fontana, representante técnico de la firma en la Argentina.
Desde equipos de soldadura manuales y semiautomáticos hasta sistemas automatizados, robotizados y de mecanización pesada, la compañía también ofrece equipos para el corte por plasma tanto manual como automatizado, láser y soluciones de extracción de humos. “Nuestros productos y servicios son provistos a los distintos segmentos de la actividad metalúrgica, como la automotriz y de transporte, fabricación pesada, off shore, tendidos de tuberías, fabricación de caños, generación de energía, astilleros, estructurales, torres eólicas y recipientes a presión, entre otros”, precisa Fontana.

lincoln-350

 

Fontana: “Nuestros procesos permiten un uso eficiente de la energía eléctrica y disminuyen el impacto ambiental generado por el desaprovechamiento energético que poseen los equipos de menor tecnología”

 

En ese sentido, se enfoca en procesos que permitan un uso eficiente de la energía eléctrica, para lo cual cuenta con soluciones que disminuyen el impacto ambiental, generado por el desaprovechamiento energético que poseen los equipos de menor tecnología.
La demanda de aplicación en materiales con mayores exigencias en servicio requiere procesos con estrictos controles de calidad y altos niveles de certificación en los distintos segmentos de mercado. “Las mayores exigencias de los clientes requieren incrementar los controles de calidad, tanto sea durante los procesos de soldadura como los controles de calidad durante la fabricación de los equipos y los consumibles”, explica el directivo.

Inversión y crecimiento

Si bien el mercado interno recibió un cimbronazo en su actividad producto del impacto de la recesión en el comienzo del año, el escenario parece mostrar buenas vibras de cara al futuro. Por lo menos así lo entiende Fontana, sobre la base de las expectativas que le transmiten sus clientes. “En los últimos meses recibimos un incremento en las consultas sobre las soluciones que podemos aportar a la industria, lo que es un indicador de que se aproxima una época de inversión y crecimiento”, confía.
Para llevar a cabo esta tarea, la compañía cuenta con una Escuela de Soldadura que provee capacitaciones a los usuarios sobre todos los procesos que brinda. “Cuando la confianza de los usuarios alcance niveles más altos, la industria en el país comenzará a crecer rápidamente”, asegura el ejecutivo.

lincoln-350-2

 

Fontana: “Incrementaremos el soporte por medio de un Centro de Tecnología de Soldadura. Asistiremos a más industrias promoviendo soluciones de alta tecnología y aplicando las últimas tendencias a nivel global en soldadura”

 

Justamente en esa dirección la empresa orientará sus siguientes pasos. Con la mudanza a nuevas instalaciones, incrementará el soporte a sus clientes por medio de un Centro de Tecnología de Soldadura, el primero de su tipo en el país y el más grande de Sudamérica.

La inversión también consistirá en la instalación de una Escuela de Soldadura equipada con tecnología Power Wave, donde capacitará tanto a personal industrial como al público general que tenga interés en el segmento. “Asistiremos a las industrias promoviendo soluciones de alta tecnología y aplicando las últimas tendencias a nivel global en soldadura”, concluye Fontana. ©

Compartir