“En energía, la Argentina y China pueden ensamblarse perfectamente”

Según Ernesto Fernández Taboada, director ejecutivo de la Cámara Argentino-China

El mercado local precisa nuevas inversiones extranjeras y financiación a largo plazo, mientras que el gigante asiático necesita ampliar sus fuentes de provisión de crudo y subproductos. Es por ello que el titular de la Cámara Argentino-China, Ernesto Fernández Taboada, celebra el estrechamiento de los lazos entre ambas naciones.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner calificó su reciente visita a China como “una de las más importantes” realizadas durante su gobierno. En momentos de escasez de divisas y créditos en el medio local, la gira sirvió para consolidar la alianza estratégica con la primera potencia económica del mundo y dio lugar a la firma de contratos por más de u$s 21.000 millones.

Consultado por Revista Petroquímica, Petróleo, Gas, Química & Energía Ernesto Fernández Taboada, director ejecutivo de la Cámara Argentino-China de la Producción, la Industria y el Comercio, señaló que aunque las relaciones bilaterales han crecido y se han profundizado en los últimos 10 años, los lazos se han fortificado especialmente en los últimos siete meses; es decir, desde la visita al país del presidente chino Xi Jinping, en julio de 2014. “En dicha oportunidad se firmaron varios acuerdos y un convenio entre ambos gobiernos, que asegura un marco más amplio de cooperación”, puntualizó.

Según sus palabras, esta profundización de los vínculos bilaterales resulta particularmente importante para favorecer las inversiones en la Argentina, promover el otorgamiento de visas entre ciudadanos de ambos países e incrementar la participación de empresas estatales chinas en proyectos de infraestructura. “Esto último, claro, siempre que los precios sean adecuados y vengan acompañados por una financiación razonable y de largo plazo”, acotó.

A decir del directivo, el estrechamiento de relaciones con el gobierno chino es a todas luces positivo. “La Argentina tiene necesidad de nuevas inversiones extranjeras y de conseguir financiación a largo plazo, por lo que su asociación con China resulta muy conveniente. Estamos hablando de la segunda potencia mundial, un gigante con excedentes financieros que viene invirtiendo fuertemente en la mayoría de los países latinoamericanos (sobre todo en Venezuela, Ecuador, Brasil, Perú y Chile)”, detalló.

Es indudable, a su entender, que el mercado local cuenta con suficiente espacio para recibir nuevas inversiones extranjeras en los sectores de energía y minería. “China tiene necesidad de nuevas fuentes de provisión de petróleo crudo y subproductos, además de una amplia gama de productos mineros. Por lo tanto, en este sentido ambas economías pueden ensamblarse perfectamente”, opinó.

Alianza a largo plazo

De acuerdo con Fernández Taboada, las nuevas inversiones chinas deberán adecuarse, lógicamente, a los marcos normativos vigentes en la Argentina.

“En general, cuando China invierte en el extranjero lo hace con la mirada puesta en el largo plazo y eso es justamente lo que necesitamos: capitales que vengan para quedarse y no para hacer una rápida toma de ganancias e irse. Las inversiones tanto en energía como en minería, es sabido, implican necesariamente montos altos y son de ejecución de largo plazo. Por ende, su concreción encaja perfecto con los deseos de China, por un lado, y con las necesidades de la Argentina, por otro”, resaltó.

En esa dirección, destacó el anuncio hecho en Beijing acerca de la firma de un Memorándum de Entendimiento (MOU) entre las petroleras Sinopec e YPF. “A partir de ese convenio, se estudiará la mejor forma de cooperación tanto en extracción tradicional como no tradicional de petróleo y gas, lo que augura una sinergia y una fortaleza excepcional para el futuro de nuestra producción hidrocarburífera”, completó.

Gira exitosa

El inicio de las obras en las centrales hidroeléctricas Néstor Kirchner y Jorge Cepernic, en la provincia de Santa Cruz –luego de concretarse un primer desembolso por casi u$s 300 millones–, y la suscripción de una veintena de acuerdos de adjudicaciones directas de obras para centrales nucleares, líneas ferroviarias y otros emprendimientos sobresalen como los principales éxitos alcanzados por la gira presidencial a China.

La visita de Cristina, que incluyó una misión multisectorial de negocios de la que participó un centenar de empresarios locales, significó la aprobación definitiva de la construcción de dos plantas nucleoeléctricas en el país, la cuarta y la quinta, que tendrán componentes argentinos en un 70% y un 50%, respectivamente. Asimismo, consolidó la cooperación espacial para la exploración y utilización del espacio ultraterrestre, junto con el desarrollo conjunto de satélites e instrumentos; e impulsó la construcción del proyecto de energía eólica en El Angelito, en la provincia de Chubut. ℗

Experto en China

Especialista en relaciones comerciales con la República Popular China y los países del Sudeste Asiático, Fernández Taboada ejerce la docencia universitaria en temas relacionados con los negocios con China, su cultura de trabajo, el acceso a los diferentes mercados, etc. Entre sus principales áreas de desenvolvimiento figuran las relaciones institucionales, el comercio internacional, la comunicación y la relación con medios periodísticos.

Desde 2010 integra el Comité de Comercialización del Instituto Petroquímico Argentino (IPA), y desde 2013 es miembro consultor del Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales (CARI).

Conduce la Cámara de Comercio Argentino-China de la Producción, la Industria y el Comercio desde 1994. Fundada 10 años antes, la entidad abrió su oficina de representación en la capital china en 2012 y cuenta con estatus oficial otorgado por el gobierno del gigante asiático.

Compartir