Por el subsidio del Plan Gas

Aumentó un 4.7% la producción de gas y habrá nuevas inversiones

La producción de gas natural llegó el año pasado a los 44.987 millones de metros cúbicos y fue la mayor desde el año 2011.

 

La producción de gas natural aumentó el año pasado un 4,68% respecto de 2015, alcanzando los 44.987 millones de metros cúbicos (MMm3). La cifra es la mayor desde el 2011, el año previo a la reestatización de la mayor petrolera del país, YPF.

 Los datos relevados por el Ministerio de Energía y Minería de la Nación, reafirman la curva ascendiente en el sector que atravesó su peor en 2014 con las producción de tan sólo 41.484 MMm3. Según la consultora Economía y Regiones (E&R), dirigida por el actual ministro del Interior, Rogelio Frigerio, el aumento de la productividad se relaciona con el impulso al Plan Gas que prevé un subsidio que paga un mayor precio a las empresas por el gas en boca de pozo, respecto de los valores internacionales.

 El Plan Gas, impulsado originalmente por la gestión del ex ministro de Economía, Axel Kicillof, fue extendido por decisión del presidente Mauricio Macri y continuará en vigencia hasta el 2021. Actualmente, la expectativa del sector está puesta en la explotación de Vaca Muerta, la segunda mayor reserva en gas no convencional del mundo.

Según un informe de la consultora HUB Energía, en diciembre de 2016, Vaca Muerta produjo 27,7 MM m3 por día de gas no convencional (22,6 MM m3/día de tight y 5,1 MM M3/día de shale), un 32% más que en el último mes de 2015. Así, lo extraído en estos yacimientos significó un 23% del total producido en Argentina, cifra que también viene en ascenso desde 2014, cuando era de un 13%.

 Si bien se espera que es que la producción de gas siga su sendero positivo, aún no está cerrada la discusión entre el Estado y los sindicatos petroleros para firmar la adenda al Convenio Colectivo de Trabajo que se propone reducir los costos de producción en yacimientos no convencionales y se espera atraerá nuevas inversiones en Vaca Muerta.

 Por otro lado, se espera que la suba en las tarifas de gas, que se calcula será del 50% para un usuario promedio, comenzarán a tener impacto en los ingresos de distribuidoras y productoras a partir de abril.

Compartir